El actual deporte del Paintball (bola de pintura) consiste en dos equipos que compiten para eliminarse mutuamente disparándose bolas de pintura mediante marcadoras. Pero originariamente era algo muy distinto.

Richard Connel, escribió un relato de como un náufrago tenía que escapar de un cazador furtivo que intentaba matarle como a un animal. El juego mas peligroso. Esta historia inspiró en 1976 a Hayes Noel, un corredor de bolsa, y a su amigo Charles Gaines para inventar un juego que pudiera demostrar quien era el mejor cazador y superviviente.

La dificultad estribaba en como cazarse el uno al otro mediante armas que no les hicieran daño. Y la solución se presentó un año y medio después cuando un amigo suyo, George Butler, les enseño en un catálogo agrícola una marcadora de animales de granja. De aquí viene el nombre de marcadora para designar a las armas de paintball.

Los amigos organizaron un juego para sports ilustrated, la famosa revista deportiva americana, donde un grupo de personas tenían que acecharse en una montaña. Las primitivas marcadoras solo tenían capacidad para doce disparos y la base del juego era la ocultación y el acecho que podía llegar a durar horas. Había nacido una franquicia.

A principios de los 80 surgieron diferentes compañías competidoras que mejoraron el equipo y las protecciones. Se mejoró la cadencia de tiro y el gas para propulsar las bolas de pintura. A España no llegaría hasta los años 90, cuando surgiendo los primeros campos y las competiciones.

Tras casi cuarenta años de historia, desde Universal Games, te proponemos que descubras este divertido deporte.